InfoPyME # 78 Los tres indicadores financieros fundamentales 2da Parte


Los tres indicadores financieros fundamentales 2da Parte


Autor: Mauricio Rodríguez Martínez
Director Lajapyme.

Podemos encontrarnos que un negocio tiene mucho dinero en su caja, pero que proviene de préstamos o créditos que ha recibido para afrontar sus obligaciones, mientras que su operación tiene un flujo de efectivo negativo. En este caso el dinero disponible no habla de un buen desempeño del negocio.

Igualmente no es muy sano que el flujo positivo provenga de la venta de activos fijos que en realidad se adquieren para la operación del negocio y que no se pueden mantener de manera regular, como el caso de las operaciones comerciales rutinarias, de las cuales debe generarse el suficiente efectivo para asegurar la sobrevivencia de la organización.

Rentabilidad del capital. 
Existen diferentes mediciones de la rentabilidad. En especial al autor de este articulo, le parece que el indicador más completo y poderoso es aquel que mide la rentabilidad del capital que se tiene invertido en el negocio por los accionistas del mismo. Aquel que se obtiene dividiendo la utilidad neta de un periodo entre el capital promedio invertido.

Capital es la diferencia entre activos y pasivos. Recordemos que la formula más conocida de la contabilidad nos dice precisamente que Activo = Pasivo + Capital, por tanto el Capital = Activo – pasivo. 

En ingles las siglas con las que se define este indicador son ROE, return over equity. Hay otra medición de rentabilidad muy utilizada que mide la rentabilidad de toda la inversión en la empresa o la suma de sus activos conocida como ROA (Return on assets).

La rentabilidad del capital invertido es una medición que el inversionista compara contra otras opciones para el uso de su dinero. Si un inversionista no obtiene un atractivo rendimiento con su dinero buscará otras opciones de inversión y así vemos como el dinero fluye a otros segmentos de la economía e incluso a otros territorios.

Una rentabilidad atractiva para un inversionista debe ser superior al costo del capital, lo que representa el valor del dinero en circunstancias relativamente seguras.

Un nivel mínimo de rentabilidad para el dinero invertido en una PYME debe ser superior al 15% anual, pero es común encontrar negocios muy rentables ubicados en nichos de mercado atractivos, que si son bien administradas pueden tener un crecimiento muy acelerado.

Financieramente hablando, el crecimiento sostenido de una empresa en % se determina por las utilidades reinvertidas, las cuales si las comparamos con el capital nos da la tasa de rentabilidad. 

En otras palabras podemos crecer al ritmo de nuestra rentabilidad.

Comments

Popular posts from this blog

Caso de Éxito - Estrategia de Éxito Empresarial BIMBO

Mit-Mut #140 - 6 Herramientas de generación de leads no convencionales para agencias digitales