InfoPyME # 69 El Rebote de la Calidad

EL REBOTE DE LA CALIDAD

Autor: Jorge Corona Barssé

“Usted podrá llevar un caballo a la orilla del río,
pero no conseguirá hacerlo beber agua…”

Y lo mismo acontece en las empresas;

“Usted podrá introducir sistemas de calidad en su empresa,
pero no conseguirá que sus operarios los apliquen…”

¿A qué se debe lo anterior?

   Sin duda alguna, lo anterior se debe a que los sistemas de calidad no han sido bien entendidos y mucho menos comprendido por los empresarios desde un punto de vista integral. Esto es que los sistemas de calidad no solo se componen de técnicas, maquinarias y buenas intenciones. Los sistemas de calidad deben, para tener éxito, integrar al ser humano en esas mejoras lo que equivale a decir que la empresa se beneficia con los sistemas de calidad pero también los funcionarios {empleados}, deben ser beneficiados de igual forma.
 
    Reflexionemos lo anterior; si la mano de obra, esto es el ser humano, es vital para el desarrollo de productos o servicios eficientes entonces quizá usted este de acuerdo que el ser humano debe ser primeramente desarrollado {educado y entrenado}, para el desempeño de sus actividades. Si usted no está de acuerdo con lo anterior, entonces no tiene sentido que siga leyendo éste artículo. 
 
    El funcionario que no ha sido bien preparado, es posible que vea el trabajo como algo que debe ser evitado en lugar de verlo como una oportunidad para crear más habilidades, conocimientos y experiencias que le sirvan a él y a la empresa. Por otro lado, el panorama de un funcionario que esta bien preparado es claro y estará alerta a lo que el trabajo puede hacer por él. 
 
    Los empresarios no puede quejarse pues los beneficios que reciben de un empleado capacitado le da al producto o servicio un valor agregado de calidad lo que equivale a bajar costos y aumento de utilidades. Así lo expone el Dr. E. Deming: “Conforme la Calidad sube, el Costo baja, este es un hecho bien conocido, pero solo por unos cuantos”.
 
    El trabajo es entonces el mejor ambiente para liberar nuestro potencial como seres humanos en beneficio propio y de quién nos rodea. Por un lado la empresa es la encargada de facilitar ese campo de oportunidad para el ejercicio de potencialidades, sin embargo el funcionario debe desarrollar la voluntad para su formación.
 
    La clave para lo anterior es hacer entender al funcionario que su formación laboral además de beneficiar a la empresa, le otorga {a él}, un valor en el mercado de trabajo mismo que le dará seguridad para su futuro ya que los mejores puestos son ofrecidos a los mejor preparados.
 
    La empresa que pierde este enfoque holístico {benéfico mutuo}, a perdido también su propósito o razón de ser que es doble. 
 
    Por una parte la empresa es responsable de Satisfacer las Necesidades Materiales de la Sociedad lo que equivale a producir productos o servicios que satisfagan las necesidades del mercado así como también la retribución económica de las personas que en ellas laboran con sueldos que les permitan pagar sus rentas, comida, colegiaturas, etc, {sobrevivencia material}.
 
    Por otra parte, la empresa tiene una obligación social que esta enfocada al Desarrollo Humano y Protección del Ambiente. Una empresa que no es capaz de desarrollar gente productiva y de conservar un ambiente sano sin duda está perjudicándose y no esta aportando a la sociedad.
 
     En resumen, la empresa debe satisfacer a los cuatro consumidores de la empresa, que son clientes, accionistas, funcionarios y sociedad. Una empresa que instituye una Política de Recursos Humanos y que ésta ligada a los intereses reales de sus funcionarios lejos de perder a su gente creará lealtad en ellos.
 
    Si es así, la empresa es entonces un organismo fundamental para que las economías, sociedades y culturas sean mejores.
 
    La Calidad hoy en día, juega un papel fundamental en la construcción de una nueva cultura pero para que esta nueva “cultura de calidad” se cristalice debemos empezar con el ser humano y sin temor a decir que la calidad empieza por la “Calidad Humana en Primer Lugar” y concluir “en el momento en que estemos actuando de acuerdo a las necesidades de nuestros clientes ya sea internos o externos o a favor de nuestros semejantes en ese momento estaremos actuando en beneficio propio”.

Comments

Popular posts from this blog

Caso de Éxito - Estrategia de Éxito Empresarial BIMBO

Mit-Mut #140 - 6 Herramientas de generación de leads no convencionales para agencias digitales